Todo el Estado en naranja.


A partir del próximo lunes 22 de junio, los 10 municipios de la Región 1 Juárez pasarán al color naranja del sistema de semaforización para la reanudación paulatina y gradual de las actividades económicas, recreativas, sociales, deportivas, culturales y educativas, con lo que la totalidad del estado de Chihuahua entra a esta fase.

En una presentación del Plan Estatal de Reapertura transmitida desde Ciudad Juárez, el gobernador Javier Corral dijo a los juarenses que la tarea y el objetivo principal en esta nueva etapa es cuidarse entre todos y avanzar juntos de una mejor manera en todos los indicadores del sistema de semaforización

La Región 2 Chihuahua, que agrupa a la capital y otros 56 municipios del estado, se mantendrá en color naranja, como se definió desde la semana pasada.

Con la medida, que se tomó en coordinación con la Secretaría de Salud del Gobierno de la República, podrán ser reabiertas algunas actividades que hasta el momento permanecen restringidas o suspendidas en todo la zona norte.

El semáforo naranja permite que el aforo en los hoteles aumente del 30 al 50 por ciento y los restaurantes operen a la mitad de su capacidad, con sus áreas de juegos infantiles cerradas, los spás, estéticas y consultorios no esenciales (a excepción de los dentales), podrán abrir al 50%

En el caso de las actividades esenciales se mantienen abiertas al 100 por ciento y se modifican las nuevas actividades industriales esenciales, como son los sectores aeroespacial y automotriz, que pasan del 30 al 50 por ciento de su personal y la industria en general que se integra al 30 por ciento.

Los servicios terapéuticos para atención a personas con discapacidad abrirán al 100% con sanitización posterior a sesión, además de que podrán abrir al 30% los comercios ambulantes y semifijos.

En el caso de los parques, las plazas, zonas ecoturísticas y los centros deportivos abiertos pueden reabrir con un aforo del 50%

Los salones de eventos, bares, centros nocturnos, balnearios y las zonas de bar en los restaurantes siguen suspendidas, así como los centros comerciales, porque podría generar una mayor velocidad al nivel de transmisión del contagio al concentrar a mucha gente en un espacio común, explicó el gobernador Javier Corral.

Lo mismo sucede en semáforo naranja con los museos, teatros, iglesias, centros de culto y centros culturales. También siguen suspendidas las visitas a los centros de readaptación social, estancias y asilos de ancianos, así como las actividades escolares y académicas hasta nuevo aviso.

Los servicios de atención gubernamental esenciales operan al 100% y aumenta del 30 al 50% los servicios de atención en gubernamental y oficinas administrativas no esenciales.

Javier Corral señaló que se pudo pasar del rojo al naranja en la Región Juárez al registrar una tendencia en descenso moderado en el nivel de hospitalización, que es uno de los indicadores más relevantes, aunque esta condición no significa que no haya riesgo en cuanto a los niveles de transmisión de la pandemia de COVID-19.

Mencionó que el estado de Chihuahua presentó esta semana en la ponderación de los indicadores, que permiten avanzar o retroceder, un porcentaje de ocupación hospitalaria para la red de Infección Respiratoria Aguda Grave (IRAG) del 22 por ciento y una positividad del 37 por ciento.

Esto significa que aunque el riesgo es alto, Chihuahua dejó de estar en el nivel de máximo riesgo, lo que tiene que ver con la conjunción de casos confirmados y sospechosos en un periodo de 14 días.

El titular del Ejecutivo estatal llamó a los juarenses y a la población del resto del estado, a continuar con las medidas de higienes, la sanitización de espacios y la sana distancia, porque se sigue teniendo un alto nivel de transmisión del virus

“Tiene una velocidad importante en su diseminación entre la población. Esa positividad de contagio, ese alto porcentaje de positividad dentro de las pruebas diagnósticas que se realizan en Ciudad Juárez, que es del 50 por ciento, obedecen al crecimiento de la movilidad”, alertó.

Aceptó que será difícil reducir ese nivel de movilidad en la frontera, por eso invitó a la población a mantener la estrategia fundamental de la sana distancia, que evitará aumente el número de enfermos y se puedan saturar los espacios en los hospitales.

Javier Corral añadió que el color del semáforo no está en la voluntad del gobernador, sino de la sociedad, de los empresarios, de los propietarios de negocios que pueden contribuir a aplicar las medidas de sana distancia que son fundamentales.

Precisó que esta es la razón por la que en esta etapa de color naranja, no reabrirán muchos espacios de recreación, de diversión y de la economía de servicios, que tienen que ver con bares y cantinas, toda vez que se buscan espacios de mayor control en términos de la distancia entre las personas.

Por eso, llamó a los juarenses a no perder la concentración y la disciplina en esta etapa de descenso, en que puede ganarles la prisa, la angustia, el cansancio o el hartazgo.

Reiteró la importancia de que el sector empresarial y el conjunto de la sociedad hagan el compromiso de mantener todas las medidas y protocolos, para protegerse entre todos, en la industria con las acciones preventivas de distanciamiento entre los operadores, y en negocios como los restaurantes, con el registro puntual de sus clientes hacer el rastreo correspondiente en caso de detectar algún contagio.

Mirna Beltrán, subsecretaria de Prevención y Promoción de la Salud, detalló que actualmente el nivel de ocupación hospitalaria en la Región 1 Juárez es del 31 por ciento, que es relativamente bajo, pero el índice de positividad del 59% sigue siendo alto.

Añadió que aunque el promedio de hospitalizaciones y la tendencia de síndrome COVID-19 por cada 100 mil habitantes, se encuentran en la Región Juárez en descenso, su relación con el promedio de positividad dan un indicador ponderado de 2, que es alto y mantiene el color naranja del semáforo.

A nivel estatal el nivel de ocupación hospitalaria es del 22%, el promedio de positividad del 37%, mientras que la tendencia de casos hospitalizados y de síndrome COVID-19 por cada 100 mil habitantes, mantienen tendencias moderadas y estables respectivamente, lo que genera un indicador ponderado alto, de 1.8.

6 vistas

Todos los derechos reservados / Ranchos de Chihuahua S.A. de C.V. / LasQuinientas.com / quinientasjuarez@gmail.com

Director General

Lic. Jorge A. Martínez Quezada